equipo orl hupr

El Hospital Universitario de Puerto Real ha realizado por primera vez una intervención  de implante auditivo osteointegrado, un dispositivo médico semiimplantable que transmite sonido por conducción ósea directa al oído interno. La intervención se ha llevado a cabo por profesionales de la Unidad de Otorrinolaringología del centro, con la colaboración de especialistas del Hospital Virgen Macarena de Sevilla.  

La cirugía de los implantes osteointegrados es una intervención mínimamente invasiva, siendo un procedimiento seguro, sencillo y con grandes beneficios para los pacientes. Se trata de un procedimiento que consta de dos partes; de un lado, un pequeño implante de titanio ubicado en el hueso detrás de la oreja; y de otro, un procesador de sonido unido al implante.

Como señalan los profesionales de la Unidad de Otorrinolaringología de Puerto Real, una vez implantado, el funcionamiento de un implante osteointegrado se explica en tres pasos, el primero de los cuales es que el procesador de sonido recoge el sonido y lo convierte en vibraciones sonoras. A continuación, el procesador envía estas vibraciones al implante al que  está conectado, para que posteriormente, el implante, que está unido al hueso (osteointegración) le transfiere estas vibraciones directamente al oído interno (cóclea) sin pasar por el oído externo o medio. De esa forma, gracias a esta conexión directa entre el procesador de sonido y el hueso, el sonido es más claro, pues la piel no amortigua las vibraciones sonoras.

Y es que, aunque la más conocida es la vía área, el cuerpo humano también puede conducir los sonidos por vía ósea. Ésta es precisamente la opción que aprovechan los implantes osteointegrados, que, sin forzar el conducto auditivo, trasladan el sonido a través del hueso directamente al oído interno. El resultado es un sonido más nítido y claro, sin la distorsión o retroalimentación asociados a veces a los audífonos.

Estos dispositivos están indicados en personas que no pueden usar audífonos convencionales por razones médicas (patología o malformación del oído externo o medio, intolerancia, alergia o contraindicación), o que obtienen un pobre rendimiento de la prótesis auditiva tradicional, ya sea un audífono o una varilla auditiva. Constituyen asimismo una alternativa a la cirugía en pacientes con fracasos de cirugías previas y en aquellos con alto riesgo anestésico. 

Así, se puede indicar por ejemplo en pacientes con estenosis adquiridas del conducto auditivo externo, dermatitis activas del conducto auditivo externo, cavidades de tímpano-mastoidectomía húmedas, secuelas de otitis media crónica, otorrea crónica que causen incapacidad o intolerancia para usar audífonos convencionales; en pacientes con otoesclerosis o timpanoesclerosis, en las que exista riesgo quirúrgico, o no se puedan conseguir umbrales auditivos suficientes tras la cirugía; en malformaciones congénitas con agenesia del conducto auditivo externo; o en hipoacusia súbita, neurinoma del acústico u otras enfermedades que causen hipoacusia neurosensorial severo-profunda unilateral, con audición dentro de los rangos de la normalidad en el oído contralateral. 

portal de cadiz 300 x 300 px

ayto cadiz programacion verano 2022 digital portal de cadiz 1

cca masantiguodeoccidente portaldecaìdiz 300x300px 02 1

aytodecadiz playas2022 digital v001 portaldecadiz robapaginas 300x300px

Portal de Cádiz Social