Centro CECAP / www.abc.es

La Asociación de Centros de Formación Privada CECAP Cádiz ha convocado a todos los centros de formación de la provincia que colaboraban habitualmente con la Junta de Andalucía en la impartición de los cursos para desempleados para analizar la situación en la que se encuentran por la inactividad y falta de convocatorias de la citada administración autonómica.

En el transcurso de la legislatura pasada no se ha convocado ningún programa formativo, por lo que el sector ha tenido que aparcar esa línea de actividad que significaba un muy importante porcentaje de la ocupación de sus aulas.

Por otra parte el hecho de que la administración esté revisando a una velocidad excesivamente lenta los expedientes está propiciando que cursos justificados al milímetro se encuentren pendientes de abono, poniendo en riesgo la supervivencia de las entidades.

Los centros de formación privada han coincidido en que el traspaso de competencias, desde la Consejería de Empleo a la de Educación, no ha servido para nada más que para hurtar del derecho a formarse al desempleado andaluz y correr el velo de sospecha y equívoco a los centros de formación, una cuestión que no viene bien a esta actividad, que ha supuesto un alto porcentaje de inserción laboral.

Las empresas del sector han decidido formalizar una petición de entrevista a la delegada territorial de Educación ante la falta de respuesta a las peticiones individuales de los centros para obtener información detallada de su situación.

En el transcurso de la reunión se ha analizado el texto del Real Decreto que entró en vigor el pasado 24 de marzo. En este caso, el Gobierno de la nación también incurre en lagunas, inexactitudes y falta de definición en su articulado. Para CECAP Cádiz, parece que todas las administraciones, a una, van en contra de un sector que ha creado empleo, no solamente en sus centros. No se valora que se ha cumplido con los compromisos y se ha relegado a un segundo plano su destacada labor.